martes. 29.11.2022

EL PANORAMA DE LA NOTICIA

CIDH. (Foto. Los Tiempos).
CIDH. (Foto. Los Tiempos).

En esta jornada corresponde retomar el tema del informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) sobre el operativo del Hotel Las América el año 2009. Tomando en cuenta recientes elementos que se han registrado hasta el momento, pues hubo ciertos aspectos que pueden ser considerados de relevantes.

Recientemente, surgieron informaciones acerca de los criterios emitidos por el ministro de justicia, Iván Lima, quien ha manifestado recientemente que el informe de la CIDH tiene carácter vinculante.

El matutino El Deber daba cuenta de los criterios emitidos recientemente por el titular de justicia y se menciona que “el gobierno nacional admitió este lunes que el informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) sobre los hechos registrados durante el operativo en el Hotel Las Américas, en 2009, tienen un carácter vinculante”.

Sostuvo que el documento es muy relevante y debe ser analizado con extrema responsabilidad, admitiendo que existen dos vías: un acuerdo con las partes peticionarias o que la causa pase a la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

El ministro de justicia decía que “hace más de 13 años suceden los hechos y la CIDH se toma un tiempo bastante largo para todas las evaluaciones que realiza. La naturaleza jurídica del informe final es algo que pasa en muy pocos casos, una vez que se presenta una denuncia hay decenas presentadas por bolivianos y miles por ciudadanos latinoamericanos- se inicia un proceso muy complejo y largo, que concluye con un informe final”.

Además, ha mencionado que “los informes finales se dan en muy pocos casos y tienen una característica de vinculatoriedad para los estados que conforman y suscriben el Pacto de San José”.

Asimismo, la autoridad confirmó que el documento debió ser remitido el año pasado y que el plazo establecido para una conciliación feneció el 26 de septiembre.

El mismo ministro Lima informó que el Gobierno fue notificado en julio de este año, a través de la Procuraduría General del Estado, instancia que trasladó el documento confidencial al titular de esta cartera de estado y al Ministerio de Relaciones Exteriores para analizar el contenido y emitir una respuesta oficial.

De todas maneras, señaló que ahora le corresponde a la Fiscalía General del Estado, asumir su rol para determinar si se procede o no con las investigaciones que ha recomendado la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

A su turno, el expresidente, Evo Morales, mencionó que el titular de justicia era el responsable de filtrar los alcances del informe al periódico El Deber y ante ello, Lima calificó de irresponsables los criterios del exmandatario.  

Ahora bien, en este nuevo escenario se presentan muchos elementos que no sólo tienen que ver con la pertinencia de encarar las investigaciones a exautoridades, sino también con elementos políticos internos en el oficialismo.

En este contexto, varios analistas sostienen que estos elementos configuran una situación mas complicada que la que se había presentado los días anteriores, por lo que la teoría del “plan negro” estaría en plena ejecución, aunque no de la forma en que muchos imaginaban.

Para algunos de estos analistas, el expresidente Morales sabía de la existencia del informe de la CIDH y por ello se animó a hablar del denominado “plan negro” para curarse en sano, ante las acusaciones que surgirían como así está ocurriendo.

De todas maneras, por ahora se aguardan decisiones importantes de las autoridades respecto al fondo del informe de la CIDH y también en torno a los efectos políticos, de esta historia, que al parecer sería una de las primeras, de muchas más hasta el 2025.

PANAMERICANA.

EL PANORAMA DE LA NOTICIA
Comentarios