martes. 05.03.2024

El diputado del Movimiento al Socialismo, Héctor Arce, afirmó a Panamericana que no se arrepiente de haber cumplido su rol fiscalizador denunciando presuntas irregularidades en la “Administradora Boliviana de Carreteras”, pese a que los sobreseídos en el caso “coimas” amenazan con instaurarle un proceso legal por daños y perjuicios.

De acuerdo al parlamentario, era previsible el actual escenario pues incluso fue advertido por funcionarios que pidieron mantener su identidad en reserva y expusieron el siguiente mecanismo anómalo para encubrir a ciertos personajes implicados en hechos de corrupción.

Héctor Arce advirtió que apelará a un último recurso disponible que es la presentación de un amparo constitucional, en vista de que la evidencia disponible es sólida y él está protegido por la Constitución Política del Estado en el ejercicio de su labor.

PANAMERICANA.